Opinión. "Casi todo tiene un origen"

Escrito por  Diderot Opinión Viernes, 05 Junio 2020 08:47
Valora este artículo
(2 votos)

_Me he acordado esta tarde, en tiempos de crispación, en los que Casado y Abascal quieren hacerse con el poder por la vía de meter en la cárcel al gobierno de coalición, como hicieron  con Lula y Dilma, quiere hacer Lenin (el de Ecuador) con Correa, Áñez con los dirigentes del MAS en Bolivia, Duque con todo el que pueda en Colombia, y no pare usted de contar, me he acordado, decía, de Felipe González. ¡Vaya usted a saber por qué!

 

 

El tema que han mordido como perros de presa la extrema derecha y la derecha extrema (tanto monta, monta tanto Isabel como Fernando, les decía esta tarde Pedro Sánchez ) es el coronavirus. Todos los miembros del gobierno son unos asesinos responsables de miles de muertos. Y por eso van a terminar todos ellos, mediante la oportuna ayuda de algunos jueces y juezas, en prisión.

 

Me he acordado de Felipe González porque con esta situación su propuesta de “gran coalición” con las derechas no parece que tenga mucho recorrido. La derechona no quiere coaligarse sino acabar con este gobierno. Aunque si consiguen acabar con este gobierno a lo peor Felipe, Susana y otras hierbas y matojos podían tener alguna oportunidad de meter baza.

 

Uno que lo conoció bien y lo retrató mejor fue el escritor y periodista Francisco Umbral. En su libro “La década roja” relata el afán presidencialista de FG que se manifestó en la mitad de su mandato. FG quería ser Mitterrand, de ahí que le molestasen tanto el Rey como su propio partido, el PSOE. Esto lo explica Umbral divinamente en la página 173: “Quiere decirse que, por arriba, puentea al rey siempre que puede, o le sugiere misiones y viajes decorativos, y por abajo gobierna en socialdemócrata, en liberal, en neoliberal, en centrista, lo que sea, con tal de evadirse de la ortodoxia de partido y el escolasticismo de Alfonso Guerra. FG, en una palabra, ya no es socialista. O pocas veces habla de ello. Por supuesto que el PSOE es su instrumento de gobierno más querido y conocido, siempre que el PSOE se someta a él y no a la inversa”.

 

 

¿Ustedes notan que en estos tiempos tan borrascosos el señor FG, y colegas,estén defendiendo consecuentemente, no ya al gobierno de coalición (que no les gusta un pelo) sino a su propio partido?

 

Los próximos tiempos reforzarán el carácter, ya sobradamente demostrado,  traidor del personaje. Traidor a las izquierdas en general y traidor a su propio partido en particular.

 

Anoten el apunte.

 

Diderot

 

 

 

 

 

Modificado por última vez en Viernes, 05 Junio 2020 10:09